Existen diferentes razones por las cuales una paciente tiene exceso de piel o de grasa acumulada en su abdomen.

Sin embargo, este tipo de cambios en la piel son más comunes después del embarazo, dónde la piel es sometida a fuertes tensiones para hacer espacio a las estructuras que crecen junto al bebé.

Muchas mujeres, a pesar de realizar dietas y ejercicios no logran reducir esos rollitos bajo el obligo y por esta razón dejan de usar bikinis o ropa que antes las hacía sentir cómodas y seguras.

En estos casos la Minidermolipectomía puede ser una excelente opción para devolverle a la piel del abdomen una forma más estética sin ser demasiado invasivos.

¿Quieres saber si este procedimiento es ideal para ti? Contáctanos y separa una consulta gratuita: 099 435 3780