Cuando el cuerpo pasa por adelgazamientos fuertes luego de un sobrepeso, por un embarazo o el envejecimiento natural de la piel, se presentan problemas de flacidez hasta en los brazos, convirtiéndose esto en una gran preocupación para las personas.

Para tranquilidad y comodidad de nuestros pacientes existe un procedimiento llamado Braquioplastia que logra eliminar el problema de la piel floja y el exceso de depósitos de grasa en el brazo superior, lo cual le da un aspecto colgante.

Este procedimiento tiene varias modalidades que van a estar diferenciadas por el tipo de incisión realizada, que a su vez dependerá del exceso de piel y grasa que presente cada paciente. Los tipos de incisiones pueden ser:

Tipo 1

Se realiza en pacientes que presentan poca flacidez de piel pero tienen cierta acumulación de grasa, procediéndose en este caso a una lipoescultura del área mediante pequeñas incisiones que ayudan a eliminar estos depósitos que permiten reducir la forma gruesa del brazo.

Tipo 2

Este tipo de incisión se realiza en pacientes que presenten piel floja, en este caso se procede a recoger mediante una incisión pequeña debajo de la axila y se puede terminar de moldear el brazo en muchos casos con una lipoescultura.

Tipo 3

Se realiza en pacientes que presentan exceso de piel suelta o flácida. En este caso se hace una incisión longitudinal que se extiende de la axila hasta el codo para así terminar de eliminar el exceso de piel, se puede localizar dicha incisión en la parte interna o externa del brazo dependiendo esto del cirujano y el paciente.

Traerte los más avanzados procedimientos en Cirugía Plástica que te ayuden a lucir como deseas y aumentar tu autoestima es nuestro principal objetivo. Conoce más de nuestros procedimientos.